Pensamientos de Ana María Javouhey

«No se desalienten nunca; el buen Dios nos lleva de la mano…»

«A cada día basta su pena; estamos entre las manos de Dios. Busquemos su Voluntad y tendremos la paz.»  (Carta 632)

«Si nos preocupamos, es que queremos hacer nuestra voluntad, no lo olviden. Oren sobre esto» (Carta 686)

«Ámense, perdónense, anticípense con lo que les agrada. Las penas se suavizan al compartirse»  (Carta 28)

«La Providencia tiene sus momentos; feliz quien sabe reconocerlos y es fiel a sus inspiraciones» (Carta 493)

«El Espíritu Santo derrame su luz en tu alma y hagas lo que te inspira»

«Seamos indulgentes con las personas de quienes podemos tener quejas»

«Cuando llega el momento de la Providencia, todo se arregla como por encanto»   (Carta 456)

«Dios mío, ¡qué felices nos haría la humildad!»

«No me canso de decir: ¡Qué feliz soy! Puedo hacer el bien, ser útil a mi prójimo.»

«¿Quieren vengarse de alguien? que sea con beneficios. No devuelvan injuria por injuria.»

«Me parece que haremos la santa Voluntad de Dios y saldremos adelante con su gracia».

«Tengan un corazón verdaderamente maternal hacia todas las personas»  (Carta 98)

«Lancémonos a los brazos de la Providencia, abandonémonos a sus cuidados»

«Somos felices y tranquilas al pensar que hacemos la Voluntad de Dios»

«Pongamos bajo la protección de  San José; no nos abandonara.» (Carta 906)

«Con intenciones puras no hay por qué temer»

» Que todas mis queridas hijas trabajen para llegar a la santidad»   (Carta 986)

«Dios nos da sus  gracias a medida de nuestras necesidades; contando con El no desconfiemos nunca de sus fuerzas»  (Carta 640)

La confianza en Dios constituye toda mi riqueza; hagan lo mismo y gozarán de gran paz» (Carta 860)

¡Ah! ¡Cuántos encantos encierra la soledad!¡Qué pasa se encuentra en ella y qué facilidad para unirse a Dios!  (Carta 233)

«Debemos adaptarnos a nuestro siglo a fin de ganarlo para Dios»   (Carta 889)

«Pidamos mucho para que se cumpla en nosotros la Santa Voluntad de Dios, no pongamos obstáculo con nuestra resistencia a la gracia»       (Carta 613)

«Confío en San José, me siento feliz y tranquila»    (Carta 851)

«No deseemos más que la Voluntad de Dios en todo lo que hagamos; seamos modestas en el fondo del corazón y en las obras» (Carta 519)

«Cuántos encantos tiene la soledad para quien conoce la vanidad de las criaturas!    ¡Qué bueno  es servir a Dios sin distracción! (Carta 243)

«La confianza en Dios constituye mi fuerza y mi esperanza» (Car

ta 539)

«Nuestra unión hace nuestra fuerza, mientras que solo seamos «una», todo irá bien y la congregación se sostendrá»  (Carta 322)

«La medida del amor de Dios es amarnos sin medida:No haré consistir mi amor en palabras sino en obras» (Anales Históricos,Cap. XXX)

» A menudo hacemos cosas buenas aparentemente, pero que carecen de mérito para el cielo, porque los hacemos maquinalmente y sin ninguna intención de agradar a Dios»  (Carta 98)

[/vc

 

_column][/

_row]